Los conflictos interpersonales se dan en todos y cada uno de los ámbitos en los que se relacionan los seres humanos. La pareja, la familia, los compañeros de trabajo o la pandilla de amigos; ninguno de estos grupos está exento de que se produzca un conflicto entre sus partes. El conflicto no es necesariamente algo negativo; manejado adecuadamente, un conflicto puede ser beneficioso en la medida en que sirve para aprender y para que las dinámicas del grupo cambien a mejor. Pero si un conflicto no se maneja adecuadamente y se cae en dinámicas egoístas, inflexibles o poco democráticas, puede afectar a las relaciones entre los miembros del grupo hasta el punto en que éste desaparezca y cada uno de los implicados tome su propio camino.

En nuestro taller de resolución de conflictos te daremos todas las pautas necesarias para que aprendas a gestionar tus conflictos interpersonales de una forma beneficiosa y justa para todas las partes implicadas. Aprenderás técnicas de negociación, a expresar tus opiniones y tus quejas de forma asertiva y a practicar la escucha activa de las opiniones y quejas de los demás. También te enseñaremos a alcanzar el equilibrio entre la defensa de tus ideas y la cesión ante las ideas de los demás, y a criticar las acciones sin caer en críticas hirientes a la propia persona. Otros talleres …